La dermatitis atópica es una dermatosis inflamatoria crónica que afecta sobre todo a lactantes y niños, pero puede presentarse a cualquier edad. Es una patología en constante crecimiento en los países industrializados.

Esta afección crónica se caracteriza por una alternancia entre brotes inflamatorios y períodos de remisión. La dermatitis atópica: una xerosis cutánea típica sobre la que los alérgenos provocarán reacciones de tipo eczema.

Una repercusión psicológica importante.

El niño lo manifiesta en principio con insomnio, se despierta con frecuencia durante la noche, lo que plantea problemas importantes en la relación entre los padres y el niño. El nerviosismo y la irritabilidad de estos niños hacen que el tratamiento sea aún más delicado y complejo. En el adulto, la repercusión psicológica puede ser más importante alcanzando síndromes depresivos severos.

La dermatitis atópica aparece con mayor frecuencia en el niño de 3 a 6 meses de edad bajo la forma de placas eczematosas no delimitadas, más o menos exudativas, localizadas esencialmente en el rostro, los miembros, la fase inicial de extensión, luego en los pliegues de flexión, las nalgas y las manos.


Zonas afectadas por la dermatitis atópica en el bebé.

Uno de los rasgos esenciales es la sequedad de la piel que se mantiene constante en el curso de la dermatitis atópica, más difícil de evaluar cuando el clima es cálido y húmedo. Esta xerosis provoca un comezón intensa que estimula las lesiones por rascado y la sobreinfección. En las formas más severas, aparece con frecuencia el insomnio.


Zonas afectadas por la dermatitis atópica en el niño.

El objetivo es entonces brindar un tratamiento que permita:

  • Restablecer la función barrera para limitar la sequedad cutánea y la penetración de alérgenos;
  • Restablecer el ecosistema cutáneo frenando la respuesta inflamatoria y evitando el desarrollo de flora patógena;
  • Dar alivio inmediato y durable para mejorar la calidad de vida del paciente y de su entorno.

Es sobre la base de estos criterios que los laboratorios noreva-LED han desarrollado la línea Aquareva y Xerodiane Plus®.